Stanley Kubrick es uno de los cineastas de la cultura popular más influyentes de los últimos tiempos. Si entendemos que logró trascender y dejar un legado cinematográfico con tan solo 13 filmes (si, solo hizo ese número de películas, sin considerar los cuatro cortometrajes) el hecho se vuelve sobresaliente.

La primera película que ví de él fue Naranja Mecánica (A Clockwork Orange). La encontré en VHS en un videoclub, de esos que nacieron en la década de los 90 con la aparición de Blockbuster y de Videocentro para algunos de nosotros. Recuerdo que lo que llamó mi atención fue la poderosa imagen del poster y la mirada de Alex.

Después de su muerte, el Deutsches Filmmuseum Frankfurt am Main, Christiane Kubrick, Jan Harlan y The Stanley Kubrick Archive de la University of the Arts London montaron una exposición debido a la gran cantidad de objetos del cineasta. En 2015 la exposición llegó al Museo de Arte Contemporáneo de Monterrey (MARCO), y a finales de 2016, después de mucho esperar, se exhibe en la Ciudad de México curada magistralmente por Hans Peter Reichmann, Tim Heptner (curadores de la exposición internacional), y Juan Arturo Brennan, José Antonio Valdés Peña (co-curadores de la versión México).

El recinto para la exposición

Alejándose cada vez mas de los controversial que fue el proyecto (desde la adjudicación hasta su construcción), el edificio de la Cineteca Nacional me sigue pareciendo un lugar de gran belleza. Los espacios al exterior se perciben como áreas de verdadero encuentro y permiten que se realicen otras actividades además de ir a ver peliculas. Cuando Michel Rojkind (el arquitecto encargado del diseño) presentó la maqueta del proyecto expuso uno de los objetivos (para mi el más importante): “Queremos liberar la planta -que deje de ser estacionamiento- para convertirse en un espacio público”. Particularmente creo que el proyecto lo logra.

Vestíbulo de la Cineteca Nacional

El claustro que se forma entre el acceso y área de cafeterias y la tienda de souvenirs es un espacio de lujo, donde puedes sentarte a esperar tu acceso o simplemente contemplar.

Vestíbulo Museo

Elevador

Vista de niveles

 

Es ahí en este magnifico recinto donde la muestra te lleva desde los inicios de Kubrick como fotógrafo, hasta su ultima película. Desde el punto de vista del montaje, me parece interesante (no tan cómodo) que la muestra ocupe tres niveles del edificio. La secuencia comienza en planta baja, sigue en tercer nivel, bajar al segundo y primero). Parece un recorrido largo, pero si sigues la secuencia no solo disfrutarás de los que ves sino también de lo que percibes, pues en cada una de las salas la atmósfera está diseñada para lograr la inmersión al mundo del cineasta.

La aplicación móvil

Una de las cosas que más llaman la atención es el lanzamiento de una aplicación para el celular que te ayuda y acompaña en la muestra. Así como en anteriores muestras en otros países, la versión de México es bastante buena, fluida y de interesante diseño. Con audio, video y breves reseñas de lo que vas observando, es una muy buena recomendación para el recorrido. Créeme, si no eres experto y quieres entender la visión de éste gran cineasta, descárgala y disfruta del camino.

El color

El espacio

Barry Lyndon

Ojos bien cerrados

El legado

Te recomiendo planear tu visita y considerar al menos dos horas de recorrido (yo hice casi tres horas pero por la serie de fotografías que tomé). En el sitio web de la muestra puedes reservar aunque si llegas a taquilla es muy probable que encuentres acceso, ya que, aunque el sitio web dice que solo se reciben 150 personas por hora, eso solo es para tener el control de acceso. Podrás ser un experto, un cinéfilo o simplemente alguien que disfruta el cine, de cualquier forma no debes de perder la oportunidad de visitar esa muestra y descubrir la herencia cinematográfica y particular visión del mundo de Kubrick.

“Sin importar qué tan vasta pueda ser la oscuridad, debemos proyectar nuestra propia luz”

Más info:

Sitio web de la muestra en México: stanleykubrick.cinetecanacional.net
Sitio web de la muestra internacional: stanleykubrick.de
Descarga la aplicación para iOS y Android